SOVENA

Historia

Historia

Mais de um século de empreendedorismo e perseverança que se conjugam para trazer o melhor azeite ao mundo.

Youtube video

DE LA CREACIÓN A LA REVOLUCIÓN

Todo comenzó a finales de siglo XIX... Alfredo da Silva, el industrial más importante de Portugal creó el primer grupo industrial, comercial y financiero portugués: La Companhia União Fabril (CUF), formada con la fusión de dos empresas químicas más pequeñas, la União Fabril y la Companhia Aliança Fabril.

Como solía decirse en aquellos tiempos “Lo que el país no tiene, lo crea la CUF”. A principios del siglo XX ya era el conglomerado portugués más grande con una zona industrial en Barreiro que demostraba estar a la vanguardia de la tecnología, del mundo empresarial y la modernización.

Representaba el 5% del PIB e incluía a más de 100 empresas, 110.000 empleados y más de 1000 productos referenciados. Abarcaba desde astilleros a fertilizantes, industrias textiles, ácidos y aceites de semillas, entre otros.

Era un grupo, formado por unos pocos, que resistió dos guerras mundiales gracias al coraje y la tenacidad de Alfredo da Silva.

A pesar de todo, en Abril de 1974, la inestabilidad político-social tras el final de la dictadura en Portugal, acabó, por así decirlo, con la CUF.

LA RECONSTRUCCIÓN DE UN GRUPO

Iniciativa empresarial, visión, coraje y tenacidad...

Las características que Alfredo da Silva consiguió transmitir a las generaciones siguientes.

Con la vuelta de la estabilidad político-social, unos años después de la Revolución, Jorge de Mello y José Manuel de Mello asumieron la responsabilidad de reconstruir el grupo.

En los años 80 Jorge de Mello vuelve a aparecer en el mercado portugués mediante la adquisición de la Sociedade Alco, Algodoeira Comercial e Industrial, cuyo sector comercial se basaba en la extracción, el refinado y el envasado de aceites de semillas. También adquirió la Fábrica Torrejana de Aceite de Olivas , en Torres Novas.

En los 90, el grupo continuó creciendo con más adquisiciones con el fin de reforzar la posición del grupo en ese mercado: Lusol, cuya actividad consistía en la extracción y refinado de aceites de semillas y la producción de jabones; Tagol, centrada en la extracción y refinado de diversos aceites de semillas, incluida la soja, en un contrato en exclusiva con la empresa Bunge; y Sovena, fundada en 1956 mediante la asociación de CUF, Macedo & Coelho y Sociedade Nacional de Sabões, para comercializar aceites de semillas y jabones.

Siempre intentando satisfacer a sus Lista de Clientes y a los consumidores en el mercado del aceite de oliva y de los aceites de semillas, el control de la cadena de valores para reforzar la competitividad se hizo absolutamente fundamental.

INTERNACIONALIZACIÓN

El comienzo del siglo XXI ha significado también el comienzo de la reestructuración industrial del grupo, concentrando sus actividades en Tagol, con la extracción y el refinado, y en Sovena, con el envasado y la comercialización. A esto hay que añadir las nuevas adquisiciones con una mentalidad, ya no local, sino globalizada.

En el año 2002, la adquisición de los activos de Agribética en Sevilla, responsable del refinado y el envasado de aceites de semillas, en su mayoría aceite de oliva, y la consiguiente integración en Sovena Ibérica de Aceites, permitió un crecimiento tan espectacular del grupo que se convirtió en el número uno de la Península Ibérica.

Una vez conseguido su hueco en el mercado Ibérico, el grupo sintió la necesidad de hacer llegar sus productos a más gente y a más países e incluso a otro continente. Fue entonces cuando se adquirió Simão & Cª con el objetivo de relanzar su principal marca, Andorinha, en el mercado brasileño.

A continuación, en 2005, se produjo la adquisición del 80% de East Coast Olive Oil, la mayor envasadora de aceite de oliva en Estados Unidos.

En el mismo año, el grupo también abrió Tagol Ibérica de Aceites en España para facilitar su acceso al mercado de semillas de girasol en ese país.

Ya con una fuerte presencia en 3 continentes, conseguida en sólo 3 años, el grupo conquista un Nuevo socio, SOMED, para crear una empresa con base en Marruecos, Soprolives, que mediante la explotación de 900 hectáreas de olivar producirá y venderá aceite de oliva para suministrar varios mercados internacionales. Todavía en 2006, Tagol, en asociación con Bunge, crea BioColza, cuya principal actividad es la extracción y el refinado de aceite de Colza (tipo de Canola) y sus productos derivados.

Continúa su ritmo imparable y, de nuevo, en 2006 el grupo adquiere el 80% de Exoliva. Esta empresa estaba y sigue estando totalmente dedicada a la producción y exportación de aceitunas de mesa, con una significativa posición en los mercados ruso, ucraniano y de Oriente Medio.

En 2007, se creó Sovena M.E.N.A. (Oriente Medio y Norte de África)en Túnez, una vez más, mediante la asociación con una empresa local. El objetivo es el suministro del mercado local, de los países vecinos y la exportación.

La entrada en el mundo de la agricultura tiene lugar en 2006 con Soprolives pero es en 2007, mediante la asociación con Atitlan, cuando se crea Elaia, el proyecto agrícola más ambicioso. El objetivo es plantar alrededor de 10.000 hectáreas de olivares y alcanzar un control más amplio de toda la cadena de valores del mercado.

También en 2007 se creó Agrodiesel, la fábrica se construyó junto a las instalaciones de Tagol y comenzó la producción en Diciembre.

El grupo ya es la segunda empresa de aceite de oliva más grande del mundo y el mayor suministrador de marca privada de este mercado.

El 2008 ha comenzado con la reestructuración de la identidad de los grupos, con una nueva imagen corporativa y nuevos nombres. Ahora el grupo previamente conocido como Alco, es el nuevo SOVENA GROUP, con cuatro áreas comerciales (Biodiesel, Agriculture, Oilseeds y Consumer Goods).